Primer Foro

El Primer Foro de la Red Global de Religiones a Favor de la Niñez (GNRC) tomó lugar del 16 a 18 de mayo de 2000 en Tokio, bajo la temática global de la conferencia "La oración y la práctica para el futuro de la niñez".

Los aproximadamente 300 participantes del Foro que provenían de 33 países y áreas, incluían a budistas, cristianos, hindúes, judíos, musulmanes, sintoístas, zoroastrianos y miembros de otras tradiciones religiosas. La fuerza unificadora tras el Foro fue que los participantes compartieran el compromiso de trabajar a nivel de líderes y desde las bases para aliviar el sufrimiento de la niñez en todo el mundo.

El Foro dio inicio con una declaración en la cual se fundaba oficialmente GNRC, la cual fue presentada por el Rev. Takeyasu Miyamoto, Presidente de la Fundación Arigatou, entidad organizadora de la conferencia, seguido de los discursos de invitados distinguidos como el Sr. Yohei Kono, Ministro de Relaciones Exteriores del Japón, y un mensaje de felicitaciones de la Directora Ejecutiva de UNICEF la Srta. Carol Bellamy.

En la sesión plenaria del primer día, presentaron dos discursos alusivos con el tema de "Las condiciones actuales de los derechos de la niñez y lo que se debe esperar de las personas religiosas". Las ponentes fueron Srta. Razia Sultan Ismail (Convocadora Internacional y Miembro-Fundador de la Coalición de Mujeres por la Paz y El Desarrollo, y ex-presidenta de la Young Women´s Christian Association a nivel mundial), y Srta. Kaluhyi Joyce Umbima (Directora ejecutiva de la Alianza de Kenya por el avance de la niñez, y ex presidenta del Global Girl Child Caucus).

En la sesión plenaria del segundo día, dos discursos alusivos fueron presentados con el tema de "La misión de las personas religiosas en la creación de un futuro más brillante para la niñez". Los ponentes fueron el Rev. Jitsujo Arima (Sacerdote Principal del Templo Genkoji Soto, y director ejecutivo de Asociación Voluntaria Shanti), y Hermana Mary Rose McGeady, D.C. (Presidenta y directora ejecutiva de Covenant House, y presidenta de Child Welfare League of America Public Policy Committee).

El Foro fue también singular en cuanto se invitaron a seis niños a presentar sus puntos de vista, inspirando y desafiando a los participantes a que abordaran las condiciones deplorables en torno a la niñez en todo el mundo.

A continuación la presentaciones, los participantes del foro divididos en cuatro grupos de estudio para llevar a cabo discusiones sobre temas puntuales:

Tema 1: La Realización de un mundo sin conflicto armado --- Para el derecho de crecer ileso y libre de miedo
Directora: Srta. Ingeborg Jack (Miembro del comité de paz y justicia social de Swarthmore Friends Meeting [Cuáqueros])

Tema 2: La Compasión por la niñez en la familia y en la comunidad --- Por el derecho a una vida digna e íntegra
Directora: Srta. Marta Palma (Coordinadora de la Red Ecuménica Mundial de la Niñez de World Council of Churches)

Tema 3: La Contribución de la educación al desarrollo y la paz --- Por el derecho a la educación libre y universal
(Representante ante la ONU de Maryknoll Office for Global Concerns)

Tema 4: Desarrollo de la niñez en un ambiente íntegro --- Por el derecho a un ambiente saludable para su desarrollo
Director: Dr. A.T. Ariyaratne (Presidente del movimiento Sarvodaya Shramadana)

Las discusiones de cada grupo de estudio se reportaron en sesiones plenarias y todos los participantes intercambiaron sus puntos de vista bajo la dirección de los siguientes individuos:

  • Dr. Kiyomi Morioka (Profesor de Sociología, Escuela de Estudios Superiores, Universidad Shukutoku, y miembro del Comité Adjunto del Foro)
  • Sr. Manzoor Ahmed (Director, Oficina UNICEF de Japón)
  • Sr. Yoshihisa Togo (Director ejecutivo, Comité de Japón para UNICEF, y miembro del Comité Adjunto del Foro)
  • Arzobispo Michael F. Fitzgerald (Secretario, Concejo Pontífico para el Diálogo interreligioso)
  • Rev. Ryusho Kobayashi (Ex Secretario Ejecutivo del Templo Enryakuji en Monte Hiei, Presidente de Eizan-Gakuin, y miembro de Comité Adjunto del Foro)

Durante los tres días del Foro, los participantes también participaron de oraciones interreligiosas. Con la guía de los miembros de todas las religiones representadas en el Foro, se unieron en oración desde las distintas tradiciones religiosas para la paz y la felicidad de la niñez en todo el mundo.

El Foro concluyó con la adopción por el pleno de la Declaración de la GNRC, un llamado a la gente de religión en todo el mundo a que se unan a reivindicar el grave sufrimiento de la niñez. En la declaración la GNRC señala que la inherente dignidad de la niñez se fundamenta en la "sacralidad de la realidad", considerando a la niñez como el mensaje de esperanza de lo divino. Censurando las múltiples formas específicas en las que los derechos de la niñez se violan en todo el mundo actual, GNRC afirma que la transformación social íntegra no es sólo posible, más aún es una obligación moral. La niñez también fue declarada "sujeto de su propio destino", y se reconocieron sus múltiples "acciones constructivas por el beneficio de todos". La Declaración de GNRC hizo un llamado a los medios de comunicación, a los gobiernos, a las organizaciones internacionales, a las religiones, a sus propios participantes, y a las personas en todas partes para que tomen pasos específicos para asegurar el bienestar de la niñez. La Declaración además hizo referencia a los informes producidos por los cuatro Grupos de Estudio en cuanto a las posibles actividades de seguimiento para cada tema.